Un mensaje profundo en un lenguaje sencillo|Domingo, Abril 23, 2017
  • Siguenos!

Olga Alonso

Entradas de Olga Alonso
15 Julio, 2016(0)

Así ha dicho Jehová de los ejércitos: En aquellos días acontecerá que diez hombres de las naciones de toda lengua tomarán del manto a un judío, diciendo: Iremos con vosotros, porque hemos oído que Dios está con vosotros Za 8, 23 Me gustaría gritar a todos aquellos que no creéis en Jesucristo si nunca habéis pensado como podría estar hoy tan vivo este amor entre Dios y la humanidad, si no fuera VERDAD. Cómo habría sido posible que durante miles de años, millones de personas hayan confiado sus tesoros mas preciosos a Dios: su salud, sus anhelos, su futuro, la vida de sus hijos, sus angustias, sus desvelos, sus miedos, sus frustraciones….. ¿Cómo?, pregunto, ¿Cómo sería posible que hoy, después de 20 siglos de historia, todavía haya personas que confiadamente entregamos a Jesús nuestras vidas? ¿de dónde nos vendría esta confianza si todo fuera un fraude?. Mirarnos a nosotros, sujetos a una esperanza que nos alimenta día a día, nos conforta y nos llena de vida. Mirad a esos millones de personas que desde que Cristo vino a la tierra han sentido la misma pasión, y………… venid con nosotros. Animaros a acompañarnos en este maravilloso camino en el que, … Full article

22 Junio, 2016(0)

  “Contigo está la Sabiduría que conoce tus obras, que estaba presente cuando hacías el mundo, que sabe lo que es agradable a tus ojos, y lo que es conforme a tus mandamientos. Envíala de los cielos santos, mándala de tu trono de gloria para que a mi lado participe en mis trabajos y sepa yo lo que te es agradable”, Sb 9, 9-10 Antes, mi paz y mi tranquilidad residían en tenerlo todo atado, bien planificado, nada fuera de control. Cuanto más orden, más seguridad. Ahora, anhelo y te pido que me enseñes a dejar reposar mi cabeza en tu corazón. A dejar mi vida en tus manos A confiar en que Tú te ocuparás A disfrutar de la maravillosa quietud del “no saber”, del “no querer”. A no existir, para poder estar plenamente en Ti. A no pensar, para sentirte enteramente en mí. El Señor es mi Pastor, nada me falta En verdes praderas me hacer recostar Me conduce hacia aguas tranquilas y repara mis fuerzas Salmo 22 Olga Alonso.  

29 Agosto, 2015(0)

“Amarás al Señor, tu Dios, de todo corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas”……… Y descubrirás entonces la vida que El te regala. La vida vista desde su Creador. Y no podrás imaginar cómo hasta entonces pudiste vivir sin amarle. “No tomarás en falso el nombre de Dios”……… No podrás hacerlo porque El se habrá convertido en toda tu existencia. Porque ya no distinguirás dónde empieza El , dentro de ti y dónde terminas tú. Porque vivirás invadido por todo su ser. “Santificarás las fiestas”…………… Y esperarás que cualquier minuto de tu vida, Dios te conceda, poder entregárselo como una ceremonia de adoración. Y todas las celebraciones en nombre de Dios, cobrarán para ti un nuevo sentido, porque El , que es tu “todo”, será el protagonista. “Amarás al prójimo como a ti mismo”………… Y en este amor, que es el mayor regalo de Dios para ti, crecerás en gracia y en él descubrirás hasta qué punto Dios nos ama. “No matarás”…………. Porque has sido creado para regalar Vida y, desde que Dios se convierta en luz de tu barro, entregarás tu existencia a crear Vida en los demás. “No cometerás adulterio”……………  Porque El cambiará tu …

1 Agosto, 2015(0)

“Dentro de poco el mundo ya no me verá, pero vosotros si me veréis, porque yo vivo y también vosotros viviréis.” Jn 14;19   Por ti, he visto La esclavitud de la vanidad El vacío del poder La tristeza del éxito social La soledad de la falta de amor La angustia de vencer El equívoco de la felicidad La locura de la razón La inconsistencia de la apariencia La traición del orgullo La mentira de la soberbia La injusticia del juicio La ceguera de la ira La mezquindad del dinero La necedad de la hipocresía La traición de los ídolos La falacia de la seguridad La debilidad de la mente El desprecio de la verdad La ignorancia del saber Pero, también, por ti, he visto La libertad de creer La plenitud de no tener nada La alegría del dolor La fuerza del verdadero amor La riqueza de fracasar La verdad de tu promesa La eficacia de tu Palabra La belleza que no se ve Los frutos de ponerse en tus manos La sabiduría de no juzgar La luz de la paciencia La plenitud de la Paz La grandeza de la entrega La transparencia de tu Verdad La certeza de …

18 Julio, 2015(0)

“María, sentada a los pies de Jesús escuchaba la Palabra. Jesús dijo a su hermana Marta: te agitas y te preocupas por muchas cosas y hay necesidad de pocas, de una sola. María ha elegido para sí la mejor parte, y no le será quitada.” Lc 10;39-42   Vivir para Ti. ¡qué increíble herencia! vivir para Ti Reír para Ti. ¡qué explosión de gozo! reír para Ti. Amar para Ti. ¡qué experiencia única! amar para Ti. Buscar para Ti. ¡qué aventura insólita! buscar para Ti. Sufrir para Ti. Limpieza del alma, sufrir para Ti. Rezar para Ti. Esperarlo todo, rezar para Ti. Llorar para Ti. Todo ya en tus manos, llorar para Ti. Y esperar así ser en Ti ya todo. Ser ya sólo en Ti. “ Dichoso el que tú eliges y acercas para que viva en tus atrios.” Salmo 64,4                                                                                                                   …

4 Julio, 2015(0)

“Padre justo, el mundo no te ha conocido, pero yo te he conocido y éstos han conocido que tú me has enviado. Yo les he dado a conocer tu Nombre y se lo seguiré dando a conocer, para que el amor con que tú me has amado esté en ellos y yo en ellos.” Jn 17;25-26   Porque me amas, me haces morir cada día y nacer cada mañana con un nuevo corazón. Porque me amas, me has puesto un vestido nuevo me has ceñido la cintura, y ahora soy tu peregrino. Porque me amas, no permites que mi alma, a lo largo del camino eche la vista hacia atrás. Porque me amas, enciendes todas las luces y permites que mi alma vea el mundo con tus ojos. Porque me amas, descargas mi corazón de tanta fatiga inútil y lo lanzas hacia el cielo. Porque me amas, me hablas y me consuelas y aunque a veces me impaciento siempre aparece la luz.. Porque me amas, no triunfa nunca el otro el oculto, el vil, el débil. Tu das batalla por mí. Porque me amas, has abrazado mi vida y sostienes cada instante mi infinita pequeñez. “ El Señor es …

8 Junio, 2015(0)

Miro hacia atrás y quiero recordar cada minuto de esta gran tormenta  Empiezo por ver cómo me sorprendiste. Cómo en aquella quietud que yo consideraba paz irrumpiste como el rayo  Cómo mis pobres amarras se soltaron de repente y ante mí se presentó la realidad del abismo  Sigo recordando, mis ojos ciegos, el miedo dentro y, tu mano tendida.  Tanto me aferré a Ti, que a veces pienso que llegaste a sentir  la presión de mis dos manos aferrándose a las tuyas.  Y batallé sin descanso, y las olas golpeaban la cubierta de mi vida y yo no veía nada pero te veía a Ti.  Y me hablaste como nunca y te sentí tan cercano que todavía ahora anhelo aquella ternura con que abrazaste mi alma. Y no importaba la hora no importaba: día o noche, si el dolor aparecía, con la misma asiduidad te hacías presente Tú  Y caminé por caminos que nunca había tomado y me hablaste tanto, Padre que el corazón me estallaba.  Y era así como el dolor que socavaba mi alma se disolvía, al momento en el mar de tu ternura.  Y me subiste a las cumbres. Y bajé hasta los abismos. Y tan …

24 Mayo, 2015(0)

Tu me has traído de nuevo aquí  La última vez, Tu estabas, pero yo no te veía. Ahora Tu estás y vives tan dentro que ya no te distingo de mí.  Sigo confundida pero tengo  la secreta esperanza de que me sostienes.  No dejes de confirmarme que es así. No permitas que el miedo me invada Dame la alegría de los hijos de Dios. Déjame traerte a este lugar Donde Cristo querría estar si le dejaran escoger.  Aquí, con la debilidad, El, que es la fuerza Aquí, con el dolor, El ,que es consuelo.    “Cuando me parece que voy a tropezar, tu misericordia, Señor, me sostiene; cuando se multiplican mis preocupaciones, tus consuelos son mi delicia.” Salmo 93, 18-19   “No os dejaré huérfanos: volveré a vosotros. Dentro de poco el mundo ya no me verá, pero vosotros si me veréis, porque yo vivo y también vosotros viviréis. Aquel día comprenderéis que yo estoy en mi Padre y vosotros en mí y yo en vosotros. Jn 14; 18-20                                                                   …

7 Mayo, 2015(0)

  “Os dejo la paz, mi propia paz. Una paz que no es la que el mundo da. No estéis angustiados, no tengáis miedo. Ya habéis oído lo que os he dicho: «Me voy, pero volveré a estar con vosotros» Jn, 14, 27   Como yo no te encontraba, caminaste Tu hacia mí. Como yo no te veía, te hiciste luz para mí. Como yo iba…… y venía, Tu decidiste aguardar a que la desesperanza hiciera huella en mi vida y te viniera a buscar.  Como ahora sé que vienes, busco todos los momentos que tejen mi día a día, cierro los ojos, y rezo y te espero en el silencio.  No hay nada que valga más que sentirte aparecer. No hay nadie que, como Tú logre estremecer mi alma y llenar de tanta PAZ mi agotado corazón.   “En paz me acuesto y enseguida me duermo, porque tú solo, Señor, me haces vivir tranquilo.” Salmo 4, 8  “..Y yo cuando sea levantado de la tierra, atraeré a todos hacia mí.” Jn 12; 32                                                         …

23 Abril, 2015(0)

Mirad las aves del cielo: no siembran, ni cosechan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre  celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros más que ellas? Mateo 6-26  ¿Cómo vamos a volar? si tenemos llena el alma de tanta carga pesada de tantas esclavitudes…  ¿Como vamos a volar? si concentramos las fuerzas en construir un gran muro entre la Vida y nosotros…  ¿Cómo vamos a volar? si tenemos tanto miedo de desprendernos de todo lo que hemos ido tejiendo a lo largo de una vida.  Y  Tu nos dices que ahora es a Ti a quien corresponde el ceñir nuestra cintura  y ponernos en  camino.  Y comenzar a vivir en un avanzar constante donde el alma se aligera y se eleva sobre el suelo  Donde ya no somos nadie pero, a la vez, somos TODO. Donde volamos, sabiendo que nos sostiene en el aire tu inefable libertad: la de los hijos de Dios.   “El Señor soberano es mi fuerza, él me da piernas de gacela y me hace caminar por las alturas.” Ha 3, 19                                                   …

13 Abril, 2015(0)

  “Jesús les habló otra vez diciendo: «Yo soy la luz del mundo; el que me siga no caminará en la oscuridad, sino que tendrá la luz de la vida.” Juan 8-12  En tierra de nadie, ni en el lugar  dónde estaba ni en el que tu me prometes.  El miedo en el alma, sabiendo que ya no puedo volver.  La duda que asusta. No ver dónde estás y sólo sentirte.  Vivir la esperanza que tu me regalas de saber que es cierto.  La añoranza siempre de aquella promesa de la luz que brilla.  Pero sobre todo, la certeza insólita de que eres VERDAD.   …¡Qué inapreciable es tu misericordia, oh Dios!, los humanos se acogen a la sombra de tus alas; se nutren de lo sabroso de tu casa,les das a beber del torrente de tus delicias, porque en ti está la fuente viva, y tu luz nos hace ver la luz.  Salmo 36; 10                                                                                         …

19 Marzo, 2015(0)

“Viendo la multitud, subió al monte; y sentándose, vinieron a él sus discípulos. Y abriendo su boca les enseñaba, diciendo: Bienaventurados los que lloran porque ellos serán consolados.” (Lc 6 ; 20-23) Que desde mi dolor agachada, encogida con tus alas como abrigo, vea tu Rostro Señor. Que Tú me permitas ver lo que no está permitido ver al corazón humano cuando le supera el miedo. Que el lugar que ha escogido mi corazón este día para soportar la angustia sean tus manos, Señor. Y que, recostada allí aunque yo no vea nada cegada en el sufrimiento sepa que Tú me acompañas. Sepa que es ése el lugar al que Tu acudirás para acompañarme, Padre en las horas de destierro. Y que Tú estarás conmigo cubriendo con tus dos alas la soledad de mi alma, la angustia de mi dolor. Y que sólo si es así, con mis huesos derrotados con la arcilla de mi cuerpo, que no se sostiene en nada. Tu podrás tomar mi alma, trabajarla con tus dedos igual que modela el barro el incansable alfarero. Y cuando Tu finalices tu trabajo, modelando mi alma estará un poco mas llena de Eternidad. Por eso te pido, Padre que me des …

18 Febrero, 2015(0)

“Por las entrañas de misericordia de nuestro Dios, nos visitará la luz de lo alto – Jesucristo – para iluminar a los que habitan en tinieblas y en sombras de muerte.” Lc 1; 78-79 Tienen frío… Les han enseñado a llenar sus vidas y a cubrir sus almas con cientos de cosas, pero …tienen frío. Nadie les ofrece una alternativa. Nadie se preocupa realmente por ellos. Les venden formatos de vida feliz. Les hacen promesas que nunca se cumplen. Les hablan de rutas, de sitios, de espacios de itinerarios para conseguir su felicidad. Y nada les sirve porque , en el camino han abandonado, sin saberlo ellos la única ruta: la del corazón. Y por eso… tienen frío. No te amamos, Padre si permanecemos ausentes e impávidos ante tanto frío. No hemos comprendido la muerte de Cristo si nos limitamos a compadecernos de tanto dolor. El dolor que sufre tanta y tanta gente que vive en ciudades cubiertas de hielo. Gente que daría hoy toda su vida por salir de allí. Son los convocados por Cristo aquel día en aquel sermón desde la montaña. Son los abatidos porque no encuentran nadie que les guíe. Y en su soledad y …

23 Enero, 2015(0)

“Yo soy el Buen Pastor, y conozco mis ovejas y ellas me conocen a mí, de la misma forma que me conoce mi Padre y yo le conozco a Él” (Jn 10,14-15) Y en ese momento, cuando Tú de nuevo nos coges la mano, subimos al Cielo y no nos importa saber que mañana seremos de nuevo nada más que barro. Porque cada vez que Tú nos elevas, que Tú nos habitas, el alma que ocupa nuestro frágil cuerpo se llena de Ti. Y en cada encuentro que Tú nos preparas sentimos que estamos viviendo en tu Cielo. “Señor, Tú me sondeas y me conoces; me conoces cuando me siento y cuando me levanto, de lejos penetras mis pensamientos; distingues mi camino y mi descanso, todas mis sendas te son familiares”. (Salmo 138,1-3) Olga Alonso

8 Enero, 2015(0)

“A vosotros os he llamado amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre os lo he dado a conocer. No me habéis elegido vosotros a mi, sino que yo os he elegido a vosotros para que vayáis y deis fruto y vuestro fruto permanezca”. (Jn 15;15-16) Hemos aprendido a ver nuestro mundo desde el Cielo, nuestra vida desde Ti. Y a la luz de tu mirada salimos de las tinieblas, de esta pobre oscuridad en la que está nuestra vida y nos despegas del mundo, nos enseñas quiénes somos: La pobreza y la grandeza. La pobreza como origen. La grandeza como reto. La pobreza, el lugar desde donde ser conscientes de cuánto te necesitamos. La grandeza, nuestra meta. La grandeza para ver que hay otro mundo en este. La grandeza que no es nuestra, que solo viene de Ti y solo da fruto en Ti. No somos mejores… Simplemente descubrimos, ¿quién sabe por qué razón?, que no podemos vivir sin pedirte cada día que mantengas encendida la lámpara que nos diste que llena de luz el mundo y brilla en la oscuridad. “Bendito el Señor, mi Roca, que adiestra mis manos para el combate, mis dedos para …

18 Diciembre, 2014(0)

“El reino de los cielos es semejante a un tesoro escondido en un campo, que, al encontrarlo un hombre, vuelve a esconderlo y, por la alegría que le da, vende todo lo que uno tiene y compra el campo” (Mt 13,44) Uno siente que Tú existes cuando descubre que aquello que vive y que experimenta es exactamente igual a lo que alguien un día vivió y experimentó. No importa si cerca o lejos, no importa si aquí o allá; todo tipo de personas en cada esquina del mundo han recibido tu amor y han sentido en lo más hondo ser parte de una corriente que transformará el mundo. Hay una parte escondida que nos muestra tu Palabra detrás de la realidad. Hay un mundo inabarcable que se nos revela a aquellos que buscamos y esperamos a pesar de no entender, que fuerza es la que nos mueve a no rendirnos jamás. Y en ese mundo escondido que muestra una realidad que no se ve con los ojos sino los del corazón, es donde nos encontramos con tanta gente que ahora o que ayer, o que hace un siglo buscó con la misma fuerza descubrir en tu Palabra aquello que …

27 Septiembre, 2014(0)

Cuánto tiempo dedicamos a tejer nuestra existencia, a tramar todos los hilos que nos permitan sentir la ansiada seguridad de tenerlo todo atado, de ser nuestros propios dioses, de poseer nuestras vidas. Y que será que después de tanto trabajo inútil nos invade la impresión de estar encerrando el alma, de estar embalsando el mar. De que nuestra misma vida, de tanto querer guardarla se escapa entre nuestros dedos. Y entonces Tú llegas, Padre, y nos hablas de pobreza, de morir para nacer, de vaciarse por dentro, de abrir nuestro corazón, y dejarnos habitar. Nos hablas de perdonar incluso al que nos ofende. Nos hablas de ser por Ti esclavos de nuestro hermano. Y nos parece que, así, nos propones lo imposible. Nos invitas a un camino que no podemos seguir. Y es en nuestro abatimiento, cuando nos hemos rendido, cuando estamos derrotados, que levantamos los ojos como el ciego del camino y pedimos un milagro para poder verte a Ti. Y entonces Tú te apareces como siempre, imprevisible, con el rostro de Jesús a ofrecernos tu Palabra, que es tu presencia en la tierra. Y a regalarnos el cielo tan solo con confiar plenamente en tu Promesa. Y …

4 Septiembre, 2014(0)

 Hay un día en nuestras vidas que aprendemos, de repente, que buscarte es un regalo. Que la fuerza que nos lleva a querer sentirte cerca es la certeza infinita de que obtendremos respuesta. Ha pasado tantas veces, que hemos parado el tiempo en nuestro vivir diario; que hemos levantado el rostro hacia el cielo que Tú habitas  y te hemos encontrado allí; que seguimos cada día volviéndolo a intentar, luchando con la marea de nuestras pequeñas cosas… Tirando de nuestro alma y buscando eternidad. “Tu bondad y tu misericordia me acompañan todos los días de mi vida, y habitaré en la casa del Señor por años sin término” . (Sal 22,6) Olga Alonso

24 Junio, 2014(0)

Si tú nos descubres, Padre, aspectos de nuestra vida que nos alejan de Ti es porque solo Tú sabes que el corazón de los hombres se cansa, se agota y busca vivir la vida sin Ti. Y a pesar de conocer la infidelidad inmensa con que pagamos tu amor, nos ofreces cada día un nuevo pacto, un encuentro, una cita, una alianza, un estar juntos de nuevo sin volver la vista atrás. Cada vez que nos perdonas, nos enseñas tus dos manos y nos repites paciente que hace mucho decidiste grabar nuestro nombre en ellas. Y que no importa las veces que tengas que levantarnos. Que tu infinita paciencia esperará por nosotros, en cada nueva caída. Y que nuestra historia juntos empieza cada mañana sin memoria, sin recuerdos, y sin caminos andados. Y en esta respuesta tuya incondicional, perpetua nos robas el corazón. Y sentimos cada día que nuestro corazón débil vuelve de nuevo al Camino. Y que, en cada perdonar logras acortar distancias entre tu amor y nosotros. Y nos ganas para ti. “Te digo que quedan perdonados sus muchos pecados porque amó mucho, mas a quien poco se perdona, poco ama” (Lc 7, 47)

28 Mayo, 2014(0)

Cuando estamos en tu Luz, se nos ilumina el mundo y nos haces tus testigos; y nos muestras los lugares donde Tú quieres que estemos, donde Tú quieres estar. Sitios que no conocemos, que nunca habíamos visto, espacios entre los hombres que necesitan de Ti. Y no lo saben pedir. Y tan solo se limitan a preguntarse, en silencio dónde estás, si es que Tú existes dónde hallarte, en qué lugar. Y una vez que Tú nos llamas, y nos pides que acudamos, Tú desatas nuestra boca y te ocupas de habitar estos huecos en el mundo. Y no vemos qué sucede en el corazón del hombre que ve tu Luz en nosotros. Solo creemos en Ti y tenemos la certeza de que Tú te ocuparás del resto de la tarea. Y que harás, una vez más, nacer un nuevo Hijo tuyo en el hombre que recibe sin resistirse Tu Luz. Y por eso, mi Señor, Tú quisiste un día que fuéramos tus lámparas en el mundo, tu presencia en las tinieblas, tu esperanza para el hombre. Y sabemos, Padre nuestro, que el trabajo que nos pides hubo un día en nuestras vidas que lo hicieron con nosotros. Alguien …

14 Mayo, 2014(0)

Yo no sé cómo ha ocurrido. Casi me cuesta pensar en las partes del camino que me han llevado hasta ti. Has sido tú quien lo ha hecho; es por tu fidelidad que yo me encuentro contigo. No son mis planes, mis metas, eres solo Tú el camino. Y te pido cada día que me quites el temor de abrir de una vez por todas a ti, Dios, mi corazón. Entero, sin presupuestos, sin condiciones, sin planes, sin miedos y sin certezas pero con plena confianza de saber que ya mi vida reposa toda en tus manos. Y encomendar a tus manos, igual que Cristo en la Cruz, mi espíritu, mi vida, todo. Y saber que Tú, seguro serás mi único alimento para el resto de la vida. Hasta que un día Tú quieras que, tan llena ya mi vida de tu presencia infinita, no pueda yo distinguir esta vida en este mundo de tu vida, que es la eterna. Y entonces mis ojos vean como el ciego del camino. Y se cumpla la promesa que le hiciste desde antiguo a nuestro Padre Abraham. Ya no tengo dudas, Padre. Tú existes y nos ocupas. Tú nos recoges del fango …

28 Abril, 2014(0)

¡Qué manera mas hermosa de revelarnos que existes! A través de tu Palabra. Tu Palabra es el lugar donde te encuentras conmigo. Hay otros muchos lugares pero es tu Palabra, Padre, tu casa por excelencia donde Tú mismo te entregas. Tu Palabra no descansa, tu Palabra espera siempre, tu Palabra siempre llama, tu Palabra nos responde. Y por debajo de ella Tú siempre te manifiestas, Tú te conviertes en mundo, Tú muestras tu voluntad, y nos enseñas cada día un poco más, otra piedra de este sendero infinito que nos conduce hacia Ti. En tu Palabra, el camino y Tú; al final, la meta, fijos los ojos en Ti hasta el día que Tú quieras. Yo dentro de Ti, Tú en mí, Tú mi huésped, yo en tu seno ¡Qué espacio de eternidad! Y así, romper la distancia entre la tierra y el cielo. Y así, cumplir tu promesa de atraernos hacia Ti sin despegarnos del mundo, viviendo con los hermanos, siendo mundo con el mundo pero desde Ti y por Ti. Ya no hay nada que separe la tierra del firmamento, ya no hay distancia posible entre los hombres y Dios. Cristo la rompió en la Cruz. Dios …

13 Marzo, 2014(0)

“Id y anunciad el evangelio por toda la tierra y sabed que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo”. (Mt 28, 19-20) Tú nos elegiste un día. Nos invitaste a dejar de un lado las ataduras que no dejan despegar nuestro corazón del suelo. Tú nos regalaste alas que nos permiten volar y sentir la libertad de ver con distintos ojos la realidad de este mundo. Es ahora el momento;  ahora nos toca a nosotros los que guiados por ti saquemos a los hermanos de esta misma realidad. Tú nos confiaste el mundo, nos creaste para vivir atados a la vocación mas preciosa: el amor. Y abrimos nuestros corazones para que Tú, cada día, nos reveles los detalles de qué tenemos que hacer para cumplir la misión por la que fuimos creados. Y a medida que crecemos en ese conocimiento amamantamos al hombre que, nuevo ya, junto a Cristo camina con paso firme hacia el destino final que es parecerse a Ti. “Como un joven se casa con su novia, así te desposa el que te construyó; la alegría que encuentra el marido con su esposa, la encontrará tu Dios contigo”. (Is 62,5) Olga …

28 Enero, 2014(0)

“Mi alimento es hacer la voluntad del que me ha enviado y llevar a cabo su obra”  (Jn 4,34)   Ojalá siempre tengamos nuestra voluntad dormida para que así te dejemos realizar tu voluntad. Ojalá Tú nos enseñes a saber obedecer con la plena confianza en tu santa Providencia. Y entendamos ya, por fin, que cuando te obedecemos en tanto hacemos tu obra llenamos al mundo ciego de tu Eterna claridad. De forma que, cada vez que hacemos tu voluntad asistimos al milagro de tu poder creador. En nosotros, por hacer de instrumentos para Ti y en los otros, porque Tú les alcanzas con tu gracia. ¡Qué hermoso resulta ahora entregarse a la obediencia! ¡Qué libertad más inmensa el dejarse invadir por la fuerza de tu reino, por la gracia de tu Ser! Y entregarse al “no saber” y vaciarse al “no querer”,  y solo desear que todo sea ocupado por Ti. Y así experimentar hasta qué punto nos amas y creaste nuestro alma unida a la Eternidad. Y como a un viento suave abandonarse a Ti y sentir a cada paso el nuevo ser que ahora habita en nuestros antiguos cuerpos. “En la mañana, hazme escuchar tu gracia …

8 Noviembre, 2013(0)

¿Qué clase de amor es este que se apropia para sí de mi aliento, de mi vida? Viene a llenar mi existencia y del mismo modo huye, dejándome en soledad. Y a pesar de este riesgo de saber que pierdo todo, ¿es quizás un espejismo? Elijo hacer la carrera que tú nos has ofrecido. Porque tu oferta es tan grande, tan única tu promesa, tu espíritu tan presente que aunque nada es evidente nos empujas hacia Ti. Y queremos construir un templo donde tú puedas encontrarte con el mundo. Y cederte el corazón, ser parcela en el mundo, solo habitada por ti cada vez que nos visitas. Abrir una puerta al mundo por donde puedas entrar y entregarle a los hombres Tu amor, tu presencia, todo. Ser un templo para Ti, hogar para nuestro hermano y Tú, colocar tu Tienda entre nosotros, de nuevo. Y es, en este Templo tuyo que por voluntad ocupas, donde quieres y me pides que mis hermanos acudan. Que yo deje rebosar el alimento que Tú has decidido entregarme y vivir la caridad de la que Cristo hablaba. Con los ojos hacia el cielo como Cristo, esperando que solo si tú conviertes nuestros panes …

30 Octubre, 2013(0)

¡Qué soledad mas profunda! ¡Qué dolor a veces causa sentir que todo mi mundo se desvanece ante mí! Tal como Pedro sentía que se hundían sus pies entre las olas del mar. Y llamarte, y no escucharte y enfadarse, y temer que Tu nos has olvidado y que nuestro alma ya no encontrará mas descanso. Nuestra pobre alma agotada llena de miedo y dolor y gritar como María: “Se han llevado a mi Señor”. Ahora, que no tengo mundo ahora, que no hay reposo ahora, que elegí el camino que quiero recorrer contigo. Siento que muero y levanto mis pobres ojos a Ti. Si dijiste que Tú harías este camino conmigo, dime Padre dónde estás. ¿Por qué me has abandonado? ¿Por qué no veo tu rostro? Quiero volver a tener llena mi alma de Ti. Olga Alonso Pelegrín

3 Octubre, 2013(0)

“Jesús se estremeció de gozo en el Espíritu Santo y dijo: Yo te bendigo, Padre, Señor del cielo y de la tierra porque has ocultado estas cosas a sabios e inteligentes y se las has revelado a los pequeños”. (Lc 10;21-22) He conocido el Misterio de la auténtica humildad, la que nos hace pequeños ante Ti y para Ti. Tú me lo has revelado:
los verdaderos pequeños,
los pobres, los desvalidos son los que buscan tu Rostro. No es aquella pequeñez de la que los hombres hablan, es la otra, la escondida,
la que solo Tú conoces. No es cuestión de voluntad, no depende de nosotros. Depende solo de Tï,
de que tus ojos nos miren y sintamos, de repente, ese misterio insondable de ser pequeño ante Ti. Y es ahí donde comienza tu historia con nosotros. Solo ahí plantas tu Tienda, en nuestra debilidad. Y la compensas con gracia, con dones, con tu Palabra, y somos realmente fuertes cuando sabemos vivir en tu divina pobreza. Porque es allí donde el hombre ya cansado, derrotado, abandona sus recuerdos, su persona, su pasado. Se vacía todo entero y se hace oquedad para ti. Y entonces, toda tu Gloria inunda el corazón nuevo y descubrimos …

1 Julio, 2013(0)

“Jesús les gritó: “¡Animo, que soy yo!, ¡no temáis!. Pedro le respondió: Señor, si eres tu, mándame ir donde ti sobre las aguas.” Mt 14; 27-28   EL LUGAR ESCONDIDO Eres el imprevisible nuestro Dios oculto, extraño y nos enseñas así desde dónde ir a buscarte   Tu desafías al mundo y lo vuelves del revés nada en Tí es previsible matas nuestra vanidad.   Un día Tú decidiste contar Tu historia conmigo y me abriste la mirada hacia mi vida pasada, hacia todos los momentos en que esperabas, callado que me volviera hacia Ti   Y ha ocurrido, es verdad, me has dejado ver tu rostro, te has encontrado conmigo en el lugar escondido que guardabas para mí   Me has permitido adentrarme en el fondo de mi pobreza y es allí dónde he encontrado, a mi buen Dios esperando   Pero tu, mi Padre bueno no has querido permitir que avanzara con dolor ¡Nada mas lejos de Ti!   Como Pedro, anhelante te he pedido caminar sobre las aguas del mar y has extendido tu mano sin preguntar qué buscaba   Solo has venido a mi encuentro y te has quedado prendado de mi brutal pequeñez, de …

24 Abril, 2013(0)

“Mujer, ¿por qué lloras?. Ella les respondió: porque se han llevado a mi señor y no sé dónde lo han puesto.” Jn 20; 13     Nos sacas de nuestro abismo nos plantas en tu montaña nos cuidas, nos alimentas y nos cubres con tus alas Y cuando ya parecía que habíamos conquistado tu reino, tu Paz, tu Gloria, te vas y nos dejas solos Y desde la oscuridad, te pedimos que despiertes que vengas de nuevo al mundo, que sin tu Paz, no vivimos Y queremos abarcarte decidir por Ti, obligarte mientras derrochas tu gracia en nuestra debilidad Cuánto cuesta comprender que tu gloria verdadera solo se ve desde abajo, agachando la cabeza, recostando el corazón en tus pies que son morada. Olga A. Pelegrin: “Poemas de Amor de Dios al mundo” Página 11 15/03/2007 Y es allí donde Tú muestras todo tu esplendor, Tu amor y el corazón nos estalla porque se encuentra contigo en un lugar escondido que ni siquiera esperaba.   “Sacaste una vid de Egipto, expulsaste a los gentiles, y la trasplantaste; le preparaste el terreno y echó raíces hasta llenar el país; su sombra cubría las montañas, y sus pámpanos, los cerros altísimos; …

4 Abril, 2013(0)

“Entonces le dijeron: Señor, danos siempre de ese pan. Jesús les dijo: Yo soy el pan de la vida. El que venga a mí no tendrá hambre y el que crea en mí, no tendrá nunca sed.” Jn 6; 34-35 TU ME ENCONTRASTE Me encontraste en un desierto en soledad infinita me tendiste tus dos manos me preguntaste ¿qué buscas? Pero a veces, no te veo ¿por qué ya no quieres hablarme? solo tu tienes la llave para llegar de Ti a mi. Y vivimos la pobreza de saber que solo Tú puedes decirnos quién eres, que eres Tú el que decides cómo llegarás de nuevo Para así poder llenar nuestras dos manos abiertas, manos como de esclavo esperando asir el Pan que nos mantiene en la Vida Despiertos y esperanzados ¿qué será? que confiamos siempre en tu vuelta y, quizás ya no creemos en nada que no seas Tú en nosotros. “Lo encontró en una tierra desierta, en una soledad poblada de aullidos, lo rodeó cuidando de él, lo guardó como a las niñas de sus ojos…” Dt; 32,10

19 Marzo, 2013(3)

“Orando en toda ocasión e intercediendo también por mi para que me sea dada la palabra al abrir mi boca y pueda dar a conocer con audacia el misterio del Evangelio.” Ef; 6, 18 -19 DAME TU BOCA Dame tu boca para que pueda dar de beber a mi hermano, palabras que son Vida Eterna luz que ilumina sus vidas  Salir cada día a tu encuentro, buscarte desde mi debilidad sentirme vacía, para poder llenar con tu Vida mi vida  Encontrar la fuerza en la necesidad de sentir cada mañana tu presencia luchar sin tregua para emerger de la tentación de buscarme, buscándote a Ti  Pedirte la constancia para no agotarme dudar de mis fuerzas para continuar confiar a ciegas en tu respuesta recordar tu fidelidad incondicional Pedirte perdón por dudar rogarte que no me abandones saber que siempre estarás en mí aunque me invada el vacío  Beber de tu Palabra y saber que tu tiempo no es mi tiempo esperar con los ojos en Ti a la Vida que hay en tu rostro  Un segundo de Ti vale una vida y por eso seguimos esperando de nuevo el milagro diario de que tus ojos nos miren  Quién sino …