Un mensaje profundo en un lenguaje sencillo|domingo, agosto 9, 2020
  • Siguenos!

El Papa pidió alegría ante la Inmaculada de la Plaza de España en Roma 

Estrenó un «papamóvil» más seguro que mejora mucho la visibilidad

En un simpático clima de fiesta navideña, Benedicto XVI presentó latradicional ofrenda de flores ante la columna de la Inmaculada en la Plaza de España, donde afirmó que “María Inmaculada nos habla de alegría, de la alegría verdadera que mana de un corazón libre de pecado”.

En su recorrido por las calles de Roma, el Santo Padre estrenó unnuevo “papamóvil” más cómodo, seguro y fácil de transportar en avión para los viajes internacionales, regalado por Mercedes Benz. Aunque mantiene el inconfundible color “blanco madreperla”, introduce elementos negros en la parte delantera de la cabina del Papa y una línea ligeramente más deportiva. Pero sobre todo, el nuevo diseño mejora la visibilidad del Papa través de cristales más amplios y de mayor transparencia, al tiempo que la iluminación de todo el panel interior del techo permite verle de noche como si fuese de día.

Benedicto XVI saludó al embajador de España ante la Santa Sede, Eduardo Gutiérrez Sáenz de Buruaga y señora, así como al cardenal español Julián Herranz al término de una plegaria en la que recordó que “el cristianismo es esencialmente un ‘evangelio’, una‘buena noticia’ que no obstaculiza la alegría” sino que la promueve.

Protegiéndose del viento gélido con una elegante capa roja, el Papa afirmó que “la salvación del mundo no proviene de la ciencia, la técnica o la ideología sino de la gracia, entendida como el

«La salvación del mundo no proviene de la ciencia sino de la gracia»

Amor en toda su pureza y belleza”. Los falsos paraísos como el consumismo o las drogas terminan siempre por defraudar, mientras que sólo el amor generoso, reflejo del Amor de Dios “puede insuflar en los pulmones intoxicados nuevo oxígeno, aire limpio, nueva energía vital”.

Sus palabras eran una invitación a no quedarse en la superficie de la vida personal y de la vida social, sino a “descender a un nivel más profundo, donde las fuerzas que actúan no son las económicas y políticas sino las morales y espirituales”.

Concluida la plegaria, el Papa saludó y acarició a varios enfermos en silla de ruedas situados en primera fila y al alcalde de Roma antes de emprender regreso al Vaticano cuando comenzaba a caer la tarde y las luces navideñas lucían más alegres que nunca.

La fiesta de la Inmaculada tiene este año un fuerte componente musical, a cargo de las instituciones de nuestro país en Roma pues la Iglesia Nacional Española ofreció el viernes un concierto-oración constituido por maravillosas plegarias interpretadas por su propia capilla musical. El sábado, después de la despedida del Papa, la embajada de España ante la Santa Sede ofreció un concierto de la Scola Cantorum de Santa María de los Ángeles que incluyó el “Ave María” del joven compositor español Sergio Moreno, quien recibirá la ordenación sacerdotal dentro de dos semanas en España.

Añadir comentario