Un mensaje profundo en un lenguaje sencillo|miércoles, diciembre 1, 2021
  • Siguenos!

La Eurocámara condena la legislación polaca que restringe el aborto 

 Campaña provida en Polonia

UN AÑO DESPUÉS DE LA ÚLTIMA REFORMA, LOS ABORTOS SE REDUCEN A 300

Un año después de la sentencia del Tribunal Constitucional polaco que declaraba que los niños con malformación tenían los mismos derechos que los demás, el de nacer entre ellos, el Parlamento Europeo votaba «condenando» a Polonia y exigiendo aborto en el país. Como de costumbre el Partido Popular Europeo se sumó a la condena de Polonia.

(Agencias/InfoCatólica) Hace prácticamente un año, el Tribunal Constitucional de Polonia declaraba inconstitucional la ley que permitía el aborto por malformación del feto, reconociendo que las personas con malformación tenían los mismos derechos que los demás, especialmente el de la vida. Suponía una gran victoria para los defensores del derecho a la vida.

Tras la sentencia, los únicos supuestos legales permitidos para practicar un aborto en Polonia se reducián a violación, incesto y grave riesgo para la salud de la madre.

El Parlamento Europeo (PE) reiteró este jueves, 11 de noviembre, su condena a la sentencia del Tribunal Constitucional de Polonia que, en su interpretación, impone una prohibición casi total del aborto. El PE la considera un ejemplo de «politización» del poder judicial, de «colapso sistémico» del Estado de derecho y de «ilegitimidad» de la corte polaca. Los niños que han nacido tendrán otra opinión.

En un comunicado difundido este jueves, la Eurocámara pide al presidente polaco, Andrzej Duda, que garantice «rápida y plenamente» el acceso al aborto seguro, legal y gratuito en su país y sostiene que la resolución, emitida el 22 de octubre de 2020, pone en riesgo la vida y la salud de las mujeres. Algo extraño, porque se refiere a conceder a los discapacitados los mismos derechos que los demás, el de la vida entre ellos.

Los eurodiputados lamentaron que el fallo lleve a las ciudadanas polacas a recurrir a supuestos abortos inseguros, viajar al extranjero o completar el embarazo contra su voluntad, incluso en casos de malformación fetal grave o mortal, según el texto del Parlamento.

Por ello, añade el comunicado, los europarlamentarios instaron a los Estados miembros a que cooperen y faciliten el acceso transfronterizo para autorizar a las mujeres polacas a que aborten de forma gratuita y segura en otros sistemas nacionales de salud.

«El pasado mes de septiembre, una mujer polaca de 30 años de edad falleció a causa de un colapso séptico, porque los médicos se negaron a practicarle un aborto que le habría salvado la vida. En cambio, decidieron esperar a la muerte del feto debido a las restricciones al aborto legal en Polonia», reza el texto de la Eurocámara, que omitía que el aborto en este caso era legal. La ocultación de la verdad suele ser el medio más utilizado por los partidarios de la cultura de la muerte.

Por otro lado, tal como recuerdan los médicos en la Declaración de Dublín, el aborto directo no es médicamente necesario para salvar la vida de una mujer Que el concebido fallezca a consecuencia del tratamiento de la madre no es un aborto directo buscado y también está protegido legalmente en Polonia.

La resolución del Legislativo comunitario, aprobada con 373 votos a favor, 124 en contra y 55 abstenciones, se queja, además, que el entorno de las mujeres defensoras de los derechos humanos sea cada vez más «hostil» y «violento» en Polonia y urge a las autoridades nacionales a que garanticen su derecho a expresarse públicamente sin miedo a repercusiones o amenazas. No hay noticias de que vaya a haber ningún reproche a España porque se amenace hostil y violentamente a personas que vayan a rezar frente a un abortorio.

Como cabía esperar el Partido Popular Europeo votó a favor de condenar a Polonia y pedirle al Gobierno de Mateusz Morawiecki que garantice rápida y plenamente el acceso al aborto y a hacerlo accesibles a todas las mujeres y niñas.

Añadir comentario