Un mensaje profundo en un lenguaje sencillo|sábado, octubre 19, 2019
  • Siguenos!

La ONU elige a Arabia Saudí como defensor de los derechos de las mujeres 

 

La dictadura islámica de Riad no permite a las mujeres conducir y están obligadas a tener un tutor masculino, pero recibe los halagos de las Naciones Unidas.

El Consejo Económico y Social de la ONU eligió el pasado 19 de abril a Arabia Saudí como miembro secundario de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer para un período de cuatro años a partir de 2018 a pesar de que el país del golfo Pérsico tiene uno de los peores registros mundiales en relación al trato de las mujeres.

En este sentido, la elección de la ONU ha provocado la quejas airadas de UN Watch, un grupo de derechos humanos con sede en Ginebra (Suiza), que condenó la decisión de la organización de incluir a Arabia Saudita en una Comisión “exclusivamente dedicada a promover la igualdad de género”.

“Elegir a Arabia Saudita para proteger los derechos de las mujeres es como hacer a un pirómano jefe de bomberos de la ciudad”, ha afirmado el director ejecutivo de UN Watch, Hillel Neuer, que ha tildado de “absurda” la decisión de la institución internacional.

Al referirse a los derechos de las mujeres en el país árabe, Neuer ha recalcado que “la discriminación saudita contra la mujer es grosera y sistemática en la ley y en la práctica”. Asimismo, ha explicado que Riad prohíbe a las mujeres ponerse al volante y que cada mujer saudita “debe tener un tutor masculino que tome todas las decisiones críticas en su nombre, controlando la vida de una mujer desde su nacimiento hasta la muerte”.

Además, el director ejecutivo de UN Watch ha calculado que al menos cinco de los 54 países que han participado en la votación secreta se han manifestado a favor de incluir a Arabia Saudí en la Comisión.

La entidad dirigida por Neuer UN Watch ha citado a una mujer saudí que expresó su opinión sobre la decisión recién adoptada por la ONU. “Ojalá pudiera encontrar palabras para expresar cómo me siento ahora mismo. Soy saudita y esto [la decisión de la ONU] se siente como una traición”, escribió la internauta en Twitter.

Los 45 Estados que ahora forman parte de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer desempeñarán un papel importante a la hora de “promover los derechos de las mujeres, documentar la realidad de la vida de las mujeres en todo el mundo y formular normas mundiales sobre igualdad de género”, según la ONU.

El respaldo de la ONU a Arabia Saudí

El mismo país que no otorga autonomía ninguna a las mujeres, que predica la sharia al mismo nivel que el Estado Islámico y difunde su particular visión del islam por todo el mundo, fue galardonado por la ONU con un puesto de honor en el organismo encargado de velar por los derechos humanos.

Resulta relevante que las Naciones Unidas otorguen “estos premios” a países donde el respeto a los DDHH es un quimera y las ejecuciones públicas están a la orden día.

El escándalo no terminó ahí. El propio organismo denunció haber recibido fuertes presiones para modificar un informe crítico con Arabia Saudí. La ONU cedió al chantaje y eliminó al país de la “lista negra”, que señalaba originalmente a la coalición árabe que actúa en Yemen como responsable de ataques contra niños y la situaba en un informe junto a grupos terroristas y gobiernos acusados de esos mismos crímenes.

Añadir comentario