Un mensaje profundo en un lenguaje sencillo|martes, octubre 22, 2019
  • Siguenos!

Oración y llamamiento del Papa: paz en Níger, los cristianos perseguidos en Oriente Medio y en el mundo y la unidad de los cristianos 

Culminando su audiencia general, el Papa Francisco invitó a unirse a su oración por las víctimas de la violencia en Níger y a invocar la paz:

«Queridos hermanos y hermanas

Quisiera invitarlos a rezar juntos por las víctimas de las manifestaciones de estos días en el amado Níger. ¡Se han perpetrado brutalidades contra cristianos, niños, iglesias! Invoquemos del Señor el don de la reconciliación y de la paz, para que nunca el sentimiento religioso se vuelva ocasión de violencia, de atropello y de destrucción. ¡No se puede hacer guerras en nombre de Dios! Anhelo que cuanto antes se pueda restablecer un clima de respeto recíproco y de pacífica convivencia por el bien de todos».

En días pasados numerosas iglesias fueron quemadas en nuevos enfrentamientos y manifestaciones violentas que se desataron en Niamey, capital de Níger, así como en la localidad sureña de Zinder, provocados por la publicación de nuevas caricaturas del profeta Mahoma. Más de diez personas murieron y más de 170 resultaron heridas, por los enfrentamientos entre los manifestantes y las fuerzas del orden que procedieron al uso de gases lacrimógenos.

Después de dedicar su catequesis central a su Viaje Apostólico a Sri Lanka y Filipinas, y evocando la belleza, intensidad y conmoción de los momentos vividos en estos dos países, con su profundo agradecimiento a Dios, en sus saludos a los peregrinos de lengua árabe, en particular a los provenientes de Oriente Medio, recordó a los cristianos perseguidos en el mundo:

«Queridos hermanos y hermanas durante mi viaje apostólico a Sri Lanka y Filipinas, mi pensamiento se dirigió también a ustedes y a todos los cristianos perseguidos en el mundo. Les aseguro de nuevo mi cercanía paterna e invoco sobre ustedes la bendición divina».

Dirigiéndose a los jóvenes, a los enfermos y a los recién casados, el Obispo de Roma alentó asimismo a pedir al Señor, en especial en esta semana de oración por la unidad de los cristianos, – cuyo lema se inspira en las palabras de Jesús a la Samaritana “Dame de beber”(Jn 4, 1-42) – que confirme a todos los bautizados en la fidelidad al mensaje evangélico y en el compromiso común por la reconciliación y la paz:

«La semana de oración por la unidad de los cristianos, que estamos celebrando, nos  ofrece la oportunidad de reflexionar sobre nuestra pertenencia a Cristo y a la Iglesia. Queridos jóvenes, recen para que todos los cristianos sean una única familia; queridos enfermos, ofrezcan sus sufrimientos por la causa de la unidad de la Iglesia de Cristo; y queridos recién casados, vivan la experiencia del amor gratuito como es el de Dios para con la humanidad».

Añadir comentario